¿Tiene la población miedo de perder el trabajo frente a los robots?

Hay una gran cantidad de estudios que prevén un impacto devastador de los robots en el mercado laboral. Pero, ¿esta el ciudadano medio preocupado?¿hay razón para ello?

Anuncios

Etiquetas: Inteligencia artificial, robots, desempleo, Robot Fear Index

Autor: Javier Carbonell 

Sería difícil calcular el número de informes que tratan de forma más o menos apocalíptica el impacto de los robots en el empleo. Por ejemplo, este informe de PwC se une a los que ya existen de otras grandes consultoras, universidades y observatorios y cuantifica en un 38% el porcentaje de los puestos de trabajo actuales que se perderán por la entrada masiva de los robots en el mundo laboral.

Tanta coincidencia entre “gurús” describiendo una situación tan dramática debería hacer que este tema ocupara uno de los primeros puestos entre las preocupaciones de la población. Con la intención de medir hasta qué punto eso es exactamente así, un grupo de inversores de venture capital de Minneapolis han creado un indicador, el Robot Fear Index , que recoge la preocupación de la población ante la amenaza robot. Curiosamente, este índice muestra como la población media, aquella a la cual los robots supuestamente va a dejar sin trabajo y sin futuro, no está preocupada y se mantiene bastante tranquila con respecto a este tema. De hecho, tan solo tres de cada diez ciudadanos muestran alguna preocupación por él.

Realmente creo que en este caso el ciudadano medio tiene la razón y no los gurús de informes sesudos. La experiencia muestra como la tecnología siempre acaba incidiendo positivamente en la sociedad porque mejora la productividad y ello a la larga supone mejores condiciones de vida y más empleo. Otra encuesta señala que siete de cada diez ciudadanos están preocupados por la corrupción política. Creo que ese sí que es un problema que reduce la productividad y fractura la confianza de la sociedad, pilares importantes para la creación de empleo.

 

El nuevo yacimiento de empleo: se necesita inteligencia humana para dirigir la inteligencia artificial

La irrupción de la Inteligencia Artificial ha creado una alarma sin precedentes por su capacidad para reducir empleos. Sin embargo la experiencia de pasadas revoluciones industriales muestra que lo que se necesita es más inteligencia humana, eso sí, debidamente formada para dirigir a la inteligencia artificial

Tiempo de lectura un minuto

Palabras clave: automatización, inteligencia artificial, inteligencia humana

 

Autor: Javier Carbonell

Llevamos unos años que no paramos de oír hablar sobre la automatización en la mayoría de los ámbitos de la economía y del miedo que está provocando en la sociedad la posibilidad de que las máquinas nos quiten el trabajo. Y es que no es para menos, desde que Oxford hizo un estudio http://www.eng.ox.ac.uk/about/news/new-study-shows-nearly-half-of-us-jobs-at-risk-of-computerisation que afirmaba que casi el 50% del trabajo se encontraba en peligro por culpa de la automatización, la mayoría de los gremios profesionales se preguntan si serán ellos los primeros en ser apartados por las nuevas capacidades de las máquinas.

El tiempo va pasando y por ahora no parece que se vayan cumpliendo los pronósticos e incluso son muchas las voces que apuntan en otras direcciones e incluso en dirección contraria, sobretodo basándose en comparaciones con revoluciones industriales previas.

Pero en lo que la mayoría de los expertos se encuentran de acuerdo es que los trabajadores necesitarán potenciar ciertas capacidades para poder mantenerse en el mercado de trabajo, por ejemplo, el pensamiento crítico o la creatividad. Por ello, la formación, sobre todo la formación entendida de una forma amplia, no solo en el colegio y la universidad, sino a lo largo de toda la vida de las personas, será el factor clave que se necesitará potenciar.

Tal y como muestra el siguiente artículo https://techcrunch.com/2017/01/14/putting-the-intelligent-machine-in-its-place/ , habrá una gran demanda de inteligencia humana que sea capaz de manejar a la inteligencia artificial . Ese es el gran desafío el mercado de trabajo de los próximos años e incluso decenios.